captar clientes

Cómo convertir a tus seguidores en tus clientes

captar clientes

Tener visibilidad es importante, pero contar con muchos seguidores y llegar muchos usuarios no garantiza resultados.

Convertir las visitas a tu web o blog en clientes requiere de un proceso que yo dividiría en 3 grandes fases:

Ponte en lugar del cliente

Es importante tener un boceto del tipo de cliente con el que queremos trabajar. Y para comenzar, debemos controlar todo el contenido y los mensajes que lanzamos a la red con el objetivo de conectar con ese perfil que buscamos como cliente, lograr que nos acerque a ellos, que se den por aludidos, que quieran saber más…

En esta primera fase hay que escuchar al cliente, tratar de pensar como él, descubrir cuáles son sus necesidades, hablar como él… Esta es la única manera de conectar a nivel emocional.

Si llamas su atención así, estarán abiertos a escuchar o ver lo que les puedes ofrecer.

Propicia una relación de conafianza

Una vez que el posible cliente se muestra receptivo, es momento de crear un lazo de confianza. Y la manera de hacerlo es demostrarle que sabes de lo que hablas, que has comprobado que lo que ofreces les puede ayudar.

Los contenidos de calidad que les ofrecíamos en la primera fase son útiles, pero es importante dar un paso más y ofrecerles contenidos que sean útiles, que puedan aplicar de alguna manera.
Aquí es necesario comenzar a ofrecerles algo que les permita ser conscientes de que eso que les ofrecemos realmente le va a permitir mejorar algo.

Ofrécele la solución  a su problema

Ahora que te conoce mejor y confía en ti y ha comprobado que los consejos y recursos que le has puesto sobre la mesa realmente le han permitido mejorar en algo en su vida o en su empresa, ahora es el momento de ofrecerle lo que necesita, la solución a su problema.

Confía en ti, por lo que te verá como una opción a la hora de buscar una solución.

 

El trabajo no acaba cuando se realiza la venta…

Los clientes exigen cada vez más una atención personalizada. No des por hecho que aquí termina tu trabajo… Es necesario que cuides mucho y mimes a tu cliente, que lo sorprendas continuamente, que le ofrezcas mucho más delo que espera.

Si superas sus expectativas, no sólo volverá a comprar, sino que hablará bien de ti o de tu empresa, incluso te recomendará.[/fusion_text]

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.