cambiar de estrategia

A veces hay que cambiar de estrategia

cambiar de estrategia

En ocasiones pasamos por momentos en los que, a pesar de ir, poco a poco, consiguiendo algunos logros, los objetivos quedan aún muy lejos. Entonces comienza a parecer algunas dudas sobre si lo que estamos haciendo está funcionando como debería, comenzamos a replantearnos si, aunque lentamente, lo que estamos haciendo nos va acercando hacia nuestros objetivos o si es momento de cambiar de rumbo…

Es habitual, cuando esto ocurre, que nos invada la intranquilidad pero, a pesar de todo, nos negamos a dejarlo para evitar el fracaso, a veces nos pesa demasiado lo que puedan decir los demás si abandonamos, otras experimentamos una gran desmotivación.

Ante estos casos, lo mejor es hacer un análisis que nos permita diferenciar muy bien entre no experimentar ningún resultado o que no se hayan dado como esperábamos. No es lo mismo y el replanteamiento tampoco será el mismo. Si no hay resultados, es probable que el error radique en el planteamiento inicial y haya que estructurarlo de nuevo. Si hay resultados aunque no los deseados, habrá que realizar algunos ajustes en la estrategia.

Una cosa si te digo, tienes que diferenciar entre no ver resultados en absoluto o quizás no los que esperabas, que no es lo mismo. Y eso determinará si tenemos que hacer ajustes o quizás el error pertenece al planteamiento inicial.

No dejes que el miedo te bloquee. Las dudas e inseguridades son provocadas por el miedo, así que no dejes que te gane la partida. Antes de renunciar o desmotivarte, valora los siguientes aspectos de tu proyecto:

Revisa tus objetivos

Siempre digo que los objetivos deben ser realistas y medibles. Quizá no hayas calculado bien los tiempos que precisas para conseguir tus objetivos o sencillamente no eran demasiado realistas.
Analiza esta parte muy bien y, si lo consideras necesario, haz reajustes.

Los tiempos iniciales

Especialmente al principio, la inversión de tiempo y energías no va a ser correspondida. Es por ello que a veces nos parece no ver avances en nuestro proyecto hacia nuestra objetivos. Y muchas veces el problema es que no contamos con la paciencia suficiente.

Define muy bien aquellos aspectos en los que quieres avanza de manera más urgente. Determina si es primordial captar seguidores para aumentar tus comunidades, aumentar tu lista de suscriptores, subir tus ventas… Apunta todo aquello que consideres prioritario. Y luego, trabaja con más intensidad en ello.

Si no tienes tiempo para nada más… 

Es normal que en sus inicios, cualquier proyecto nos exija más tiempo. Ahora bien, si pasado ese proceso inicial continuas sin tener tiempo para nada más, dedicas todo tu día al mismo y comienza a afectar a tu vida personal y social, quizá es el momento de delegar, de subcontratar parte del trabajo o de formarte de manera que logres gestionar de manera más eficaz tu tiempo.

 

Es muy difícil no tener dudas, de hecho son parte del sistema. Pero no debes dejar que te paralicen. Trata de ser siempre objetivo, mirar desde un punto de vista neutral y concluir si realmente se puede hacer de otra forma, cambiar de estrategia.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.